El entrenador del Lobo se mostró molesto con la reprogramación del partido con la Academia, por Copa Argentina: “Ahora se juega en una fecha que no nos queda cómoda”. Además, plantea una duda en el armado del equipo para enfrentar a Newell’s.

El entrenador de Gimnasia y Esgrima La Plata, Gustavo Alfaro, dialogó hoy en conferencia de prensa y se mostró molesto con la reprogramación del partido contra Racing, por la Copa Argentina

“No me cierra que la semana que viene haya seguridad y esta semana no había”, dijo el entrenador sobre el encuentro que debió jugarse el domingo pasado, postergado para el miércoles 19 a las 21.10 en el estadio de Lanús. Luego, continuó: “Gimnasia termina siendo preso de una interna de Racing. Después, contra Rafaela, juegan con público de visitante. Si pueden ir a Rafaela, ¿por qué no pueden ir a la cancha de Quilmes?”. Sin embargo, la AFA confirmó hoy que Racing y Gimnasia jugarán en la cancha de Lanús con público de ambas parcialidades.

“Ahora es una fecha que no nos queda cómoda. Pedí que adelanten el partido con Newell’s pero bueno, me dijeron que no porque quieren dar previsibilidad con fechas ya estipuladas. Entonces voy a controlar todas las fechas que ya están puestas y esperar que nadie me modifique un día. Si no, voy a pensar que el privilegio lo tienen algunos clubes. Los entrenadores no podemos quedarnos en el armado del equipo nomás. Hay que estar atento en la planificación de los partidos, al armado de viajes, hay que estar atentos porque el fútbol argentino es puja de intereses también”, sostuvo Alfaro.

Con respecto al armado del equipo de cara al partido del domingo ante Newell’s, Alfaro dijo que Sebastián Romero o Lorenzo Faravelli es la única duda que tiene: “Quiero esperar para confirmar el equipo. La idea es guardar a Chirola (Romero), pero Faravelli está arrastrando una pubalgia. Hoy hizo la mitad de la práctica, pero está para jugar”, señaló en conferencia de prensa el entrenador del Lobo platense.