Banfield venció 2 a 0 al escolta Newell’s Old Boys en su Estadio Coloso Bielsa, con dos goles de la figura de la cancha, el volante ofensivo Nicolás Bertolo, en un emotivo partido jugado por la 12° fecha del Torneo de Primera División y lo privó de alcanzar la punta del campeonato aunque fuera por un día.
Newell’s dominó el juego durante algunos pasajes del comienzo y de la mitad del primer tiempo y dispuso de las dos situaciones más claras: un derechazo en el poste izquierdo de Ignacio Scocco a los 21′ y un cabezazo del mismo delantero “rojinegro” que el arquero Hilario Navarro salvó al córner, a los 39´.
Newell’s jugó mejor con la pelota por el sector derecho, donde el tándem del peruano Luis Advíncula y el volante ofensivo Joel Amoroso hizo la diferencia, en el mano a mano que libraron contra Nicolás Bertolo y Luciano Civelli.
El local hizo circular bien el balón cuando pasaba por los pies de Advíncula, Amoroso, Formica y Maximiliano Rodríguez, aunque careció de contundencia en la definición en el primer tiempo.
Banfield propuso un partido cerrado en su campo para achicar los espacios, pero a la vez tuvo juego y atacó cuando la pelota pasaba por los pies del habilidoso Walter Erviti, secundado por Bertolo.
Su llegada más clara la produjo a los dos minutos, cuando la presión en la salida por la izquierda provocó un yerro que casi termina en gol: Advíncula tocó hacia atrás para Escobar, a quien la pelota le picó mal y le pasó entre las piernas ante la llegada del Silva y Erviti. Escobar alcanzó a puntearla y la pelota quedó entre Erviti y Pocrjnic, quien alcanzó a salvar el virtual mano a mano ante el cierre de Formiliano.
Un párrafo aparte mereció el arbitraje localista de Néstor Pitana en el primer tiempo, quien midió con otra vara las faltas, como la tarjeta amarilla a Carlos Rodríguez por una infracción sobre Amoroso, a los 9´, justamente al jugador que no había amonestado en la jugada anterior por una infracción idéntica sobre Bertolo, en la salida local.
El complemento fue otro partido porque Banfield le perdió el respeto y se animó a atacar a un Newell’s que comenzó a mostrar fisuras defensivas, como a los 4′ cuando Sperdutti mandó un gran centro desde la derecha que Silva, solo en el vértice derecho del área chica, cabeceó desviado, y como a los 15´ cuando Erviti ensayó un zurdazo desde fuera del área que Pocrjnic salvó al córner, abajo, junto a su poste derecho.
Banfield jugaba mejor cuando la pelota llegaba a Erviti, Bertolo y Silva, a quienes se sumó Tomás Rodríguez desde los 21′, mientras Newell’s era un equipo partido, que apenas llegó con un derechazo apenas alto de Scocco, a los 12´.
Hasta que Silva, Erviti y Bertolo comenzaron a definir el partido a los 29´ con una jugada magistral: Silva la aguantó de espaldas cerca de la medialuna. toque a Eriviti, pique en diagonal de Silva por la izquierda, quien esperó la llegada de Bertolo y se la metió justa para que el volante cabecera solo. La pelota pegó en la base del poste izquierdo y entró mansamente, en el golazo de la calurosa tarde del Parque Independencia.
Y diez minutos más tarde los propios Santiago Sivla y Nicolás Bertolo tejieron otro jugada soberbia: Bertolo la ganó de cabeza por la izquierda, Silva desbordó por esa punta y esperó la llegada de su compañero para meterle el centro atrás, de manual, para que el volante izquierdo no tuviera más que empujarla al arco vacío de derecha y liquidar el pleito.
En el final hubo tiempo para un mano a mano del ingresado Mauro Matos que Hilario Navarro salvó en gran forma, en un gran segundo tiempo de Banfield que, como hizo hace una semana cuando dio el batacazo al quitarle el invicto al puntero invicto Estudiantes, esta vez bajó al escolta Newell´s en su casa, con una tarde mágica de Nicolás Bertolo, Walter Erviti y el “Pelado” Santiago Silva.
Banfield lleva tres victorias al hilo, sobre Arsenal, Estudiantes y Newell’s, con un buen juego, y sobre todo se dio el gustazo de bajar al primero y al escolta, Como dice el refrán: que le quiten lo bailado.