El concejal justicialista propuso utilizar parte del terreno que pertenence al Ejército, ubicado entre las calles Richieri, Candioti, Chapeaurogue la continuación de calle Libertad.

El concejal Roberto Schmidhalter, del bloque del Partido Justicialista, presentó esta semana un proyecto que impulsa la construcción de un centro polideportivo municipal. Para ello, el edil dio ingreso a una Comunicación en la que propone gestionar ante el Estado Nacional el permiso de uso de un terreno que pertenece al Ejército en el cual emplazar el espacio en cuestión.

La iniciativa de Schmidhalter solicita al Departamento Ejecutivo Municipal que gestione ante las autoridades de la Agencia de Administración de Bienes del Estado el permiso de uso de una porción del inmueble propiedad del Estado Nacional con cargo del Ejército Argentino, ubicado entre las calles Av. Richieri, Candioti, Chapeaurogue y el límite Oeste lindero con la continuación de calle Libertad. Dicho proyecto especifica que la finalidad del pedido es otorgarle a favor a la Municipalidad dicho predio para la construcción del “Polideportivo Municipal Santo Tomé”.

Al fundamentar la propuesta, el concejal sostuvo que la creación del polideportivo “fomentaría el crecimiento y desarrollo de la ciudad, promoviendo la vida comunitaria que se despliega en las instituciones deportivas elevando el índice de desarrollo humano cuando estos espacios se encuentran al alcance de los vecinos”.

También consideró que se trata de una alternativa para “recuperar un espacio hoy cerrado al acceso del público, urbanizando un predio históricamente inutilizado, otorgándole vida y funcionalidad a un sector en pleno crecimiento y desarrollo como lo es el sur de nuestra ciudad”.

En esa misma línea, el edil argumentó: “Sería de gran impacto social construir el primer micro estadio cubierto municipal para la práctica de deportes durante todo el año, y dotar al predio, que contaría con unas siete hectáreas, también con una pista olímpica para la práctica de deportes de alto rendimiento, lo que sin dudas potenciaría a nuestra ciudad como un verdadero polo de referencia a nivel deportivo, y por qué no, también atraer eventos deportivos y sociales de importantes características”.

La iniciativa fue enviada a la comisión interna del Concejo Municipal de Gobierno para su análisis. Al término de la sesión, Schmidhalter se mostró satisfecho porque el proyecto fue “muy bien recibido” por los demás miembros del cuerpo legislativo.