Rodrigo Gómez charló con la prensa en la previa de recibir este viernes a Patronato por la 11ª fecha de la Superliga. “Con paciencia vamos a tener que abrirlos”, apuntó.

Leonardo Madelón no habló con la prensa esta semana ni tampoco confirmó de manera oficial la formación que este viernes abrirá la 11ª fecha de la Superliga frente a Patronato.

Más allá que dos cambios iban a ser obligados por las ausencias de Martínez y Mauro Pittón, el DT sorprendió con la inclusión de Blasi en defensa, relegando a Zurbriggen al banco de relevos.

Uno de los jugadores que tendrá su oportunidad desde el pitazo inicial de Darío Herrera será Rodrigo Gómez, que este jueves charló con la prensa y en el inicio acotó que “nos dolió el partido con Godoy Cruz porque perdimos un lindo invicto que teníamos en el 15 de Abril y se cortó la racha. Ahora entrenamos toda la semana pensando en Patronato, un rival difícil que tendremos que trabajar el partido largo para quedarnos con los tres puntos”.

Te puede interesar
El Tate y una campaña idéntica a la de la Superliga pasada
Cuando le preguntaron que le pidió el DT, el talentoso volante creativo apuntó que “voy a tratar de acomodarme con el Chaco, lo que me tocó entrar en el último partido: darle juego y verticalidad al equipo y ojalá se pueda dar”.

Precisamente ese nivel que tuvo frente al Tomba indudablemente terminó influyendo para que Droopy pueda tener una nueva posibilidad de exponer todas sus condiciones frente a un rival que llega a Santa Fe peleando el descenso. Al respecto, apuntó que “hacer un análisis individual en una derrota es egoísta, lo hablamos puertas adentro con Leo (Madelón), le gustó la dinámica las veces que me tocó tocar la pelota, esperemos que se de mañana”.

Después llegó el tiempo de empezar a analizar al Patrón, rival de turno en el 15 de Abril. En este sentido enfatizó que “es un rival complicado, los equipos que pelean el descenso tienen un plus, juegan al error del rival, no tenemos que entrar en la desesperación si no podemos convertir rápidamente, estuvimos trabajando todo eso durante la semana y esperemos llevarlo a la práctica mañana”.

El equipo de Mario Sciacqua intentará plasmar un sistema táctico parecido al que buscará plantear el Tate, a lo que el propio Gómez admitió que “Patronato se siente más cómodo con un 4-1-4-1, tengo una característica distinta a Mauro (Pittón), apostaremos a tener más la tenencia de la pelota, ellos se van a cerrar y con paciencia vamos a tener que abrirlos”.

En el tramo final no dudo en decir que “este es un plantel que tiene autocrítica, donde sabemos que estamos peleando arriba en la tabla, los errores los analizamos puertas adentro, no hay que generalizar ni apuntar a uno en particular, hicimos con Godoy Cruz un mal partido todos los que nos tocó jugar y queremos revertir la imagen con Patronato. Hay que imponer nuestro juego y no dejarle espacios al rival”.