“El deporte, además de competencia, de esfuerzo, disciplina y talento, es fundamentalmente unión entre los pueblos”, afirmó el gobernador.

El gobernador Miguel Lifschitz, junto con la intendente Mónica Fein, participó este sábado de la ceremonia de clausura de los IV Juegos Suramericanos de Playa Rosario 2019, el certamen multideportivo internacional que se realizó por primera vez en la ciudad.

El evento, que se desarrolló durante diez días, reunió a casi 1500 atletas de catorce países que compitieron en catorce deportes y 24 modalidades deportivas.

“Es la primera vez que estos juegos se realizan en una playa de río, frente al majestuoso paisaje del río Paraná. No solo pudieron disfrutarlo quienes asistieron a los eventos sino también millones de argentinos y personas de todo el mundo que lo vieron a través de la televisión”, señaló Lifschitz.

“Es un orgullo sentirse parte de estos juegos tan bien organizados y tan exitosos, y sentirnos parte de un proyecto de futuro que está destinado a seguir creciendo”.

“Hemos aprendido, hemos ido superándonos año tras año y sabemos que estamos para más. Nos quedamos con el corazón contento de haber disfrutado de estos diez días y de haber estrechado los lazos entre los pueblos de América del Sur. El deporte, además de competencia, de esfuerzo, disciplina y talento, es fundamentalmente unión entre los pueblos”, finalizó el gobernador.

Por su parte, Fein afirmó: “Rosario no tiene techo, este es solo un escalón más. Vamos a seguir preparándonos para recibir a los suramericanos juveniles en el 2021 Esta ciudad será nuevamente sede de juegos internacionales”.

JUEGOS SURAMERICANOS DE PLAYA
Los Juegos Suramericanos de Playa fueron creados por la Organización Deportiva Suramericana (Odesur) en 2009, con más de diez disciplinas vinculadas con la arena y el agua.

En Rosario, el evento deportivo más importante de la ciudad en los últimos 37 años concluyó con números altamente destacables: 1200 personas trabajaron de manera directa y 2500 de manera indirecta para poder llevar adelante la competencia, y 500 voluntarios fueron el motor de los Juegos (con tres mil postulantes).

Se entregaron 387 medallas, de las cuales 49 fueron para la delegación argentina (17 oros, 19 platas y 13 bronces). De esta manera, Argentina quedó en lo más alto del medallero Suramericano.

Hubo diez horas diarias de transmisión oficial y más de 200 periodistas acreditados. Sesenta empresas locales estuvieron involucradas en la organización.

Finalmente, 20 mil estudiantes de escuelas de la ciudad y la región visitaron el evento a través de la iniciativa Tu Escuela en los Juegos. En total, más de cien mil personas pasearon por el Balneario La Florida en los diez días de eventos.

PRESENTES
Participaron también en la actividad, realizada en el balneario La Florida, la concejala, Verónica Irizar; y el presidente de la Organización Deportiva Suramericana (Odesur), Camilo Pérez López Moreira.