El uruguayo fue uno de los puntos altos que tuvo Unión en el empate frente a San Martín no ocultó su fastidio por la igualdad. “En casa seguramente le ganamos”, enfatizó.

El volante tuvo una tarea encomiable y en cuanto a quites y distribución correcta del balón fue elegido como el mejor jugador de la noche tucumana por la televisión oficial.

Una vez finalizado el cotejo expresó que “terminé un poco cansado, nos vamos con una sensación amarga y se nos escapa al final, contento porque el grupo dejó todo, nos vamos calientes y en casa seguramente le ganaremos”.

Más adelante acotó que “manejamos bien la pelota, la tiramos por las bandas, agrandamos la cancha y le llegamos bien, no tuvimos la suerte de concretar, estaba fea la cancha para los dos, el gol sirve porque fue de visita, en casa como sea hay que ganar”.

El Charrúa recalcó que “estamos tranquilos porque todos hicimos un buen partido, lo que nos pidió el técnico lo pudimos hacer, es una sensación amarga de poder ganarlo y liquidarlo pero no lo pudimos hacer”.

Antes de la despedida, Méndez enfatizó que “cuando mantuvimos la pelota la hicimos circular, en parte el partido fue ataque por ataque, a ellos les cortamos muchas veces la circulación, ahora hay que estar tranquilos, descansar y pensar en lo que viene”.