El capitán sabalero analizó el empate sin goles frente a Estudiantes y adelantó que pretende firmar un nuevo vínculo con el club, ya que el 30 de junio de 2018 se termina el vigente

Germán Conti volvió a ser uno de los puntos altos en el empate de Colón frente a Estudiantes, en el Brigadier López, en el arranque de la tercera fecha de la Superliga. El santafesino tuvo un trabajo sin fisuras junto a Guillermo Ortiz, y fueron claves para que el arco de Alexander Domínguez termine en cero.
El defensor habló luego del cotejo y comenzó analizando el partido de la siguiente manera: “Tuvimos las situaciones más claras, se vio en el segundo tiempo, pero no pudimos convertir y nos vamos tristes por eso”.

Cuando se le consultó sobre si el estado de la cancha por la lluvia caída les había jugado en contra, respondió: “No es una excusa, es algo a mejorar. Es bueno mantener la valla en cero y seguir sumando. Ahora trataremos de ganar de local para darle una alegría a la gente”.

“Siempre queremos ganar de local, con toda la gente que había venido y con la ilusión que habíamos generado tras ganarle a Arsenal. Pero tenemos cosas para corregir y seguramente en el próximo partido (ante Defensa y Justicia) nos saldrán mejor”, continuó con su análisis de los 90 minutos ante el Pincha.
Por último, se le preguntó por cómo marchan las negociaciones en cuanto a la renovación de su contrato (vence el 30 de junio del año que viene) y contestó: “Estoy tranquilo, le expresé mi deseo a los dirigentes y a la gente que me maneja así que creo que se resolverá. El día que me vaya me quiero ir bien de Colón, así que veremos qué pasa”.